«Más allá del género», #fotografías de Linda Bournane Engelberth

+ info: The New York Times

El no binarismo está por fuera de las categorías convencionales, pero en ocasiones también las incluye: masculino, femenino, género no conforme, de género fluido, transgénero y más. Ese “y más” es clave: a veces la identidad no binaria prevé justamente no identificarse.

En muchos casos el ir “más allá” de lo binario es visto como amenazante; cuando hay multiplicidades es más fácil comprender esto/aquello que ninguno/cualquiera o que un rechazo por completo de las concepciones de lo que significa ser mujer o varón (tomando en cuenta más que los órganos sexuales). Entonces, ¿cómo se ve o se siente o suena el rechazo a lo binario?

La artista noruega-argelina Bourname Engelberth, que trabaja en Oslo y en Berlín y es representada por la agencia VII Photo, busca respetar esa ambigüedad en Outside the Binary. Quiere honrar la importancia del tema y a los sujetos, que importan, para pasar de un “¿Qué eres?” a la pregunta mucho más interesante de “¿Cómo eres?”.

¿La vida de las personas homosexuales es como en las películas?

+ info: El País

«A veces, simplemente no sabemos cómo vivir», cuenta Pedro, homosexual, que prefiere celar su identidad detrás de un nombre ficticio. «Los gais prácticamente no tenemos ejemplos que seguir. Los heterosexuales cuentan con los testimonios de sus padres y abuelos: personas que se parecen a ellos cuyas vivencias, a su vez, se parecen a las que ellos se enfrentan. Nosotros, los gais, no tenemos eso». Efectivamente, salvo en excepciones (como la Grecia antigua o el Imperio romano), históricamente ser homosexual ha estado perseguido. Por tanto, con frecuencia, las sociedades no dejaban constancia de las experiencias de sus miembros gais. De hecho, las escondían o las eliminaban.

Cómo hablar sobre el suicidio y las poblaciones LGBT

+ info: American Foundation for Suicide Prevention / Map / JFF

En los últimos años, el riesgo de suicidio en personas lesbianas, gays, bisexuales y transgénero (LGBT) ha cobrado mayor atención en el debate y la preocupación del público. Si bien parte de esa visibilidad se basa en hechos e investigaciones sólidas, otros aspectos del debate han contribuido involuntariamente a generar información errónea acerca del comportamiento suicida en las poblaciones LGBT, lo que posiblemente aumenta el riesgo de suicidio en personas vulnerables.

No se debe subestimar la importancia de la educación pública en torno al suicidio. Es crucial para aumentar la concientización del riesgo en poblaciones vulnerables, fomentar la búsqueda de ayuda y abogar por nuevas intervenciones y estrategias de prevención para las personas en situación de riesgo.

Cuando las personas y las organizaciones hablan del suicidio de forma segura y precisa, pueden ayudar a reducir la probabilidad de que ocurra; sin embargo, cuando se cometen exageraciones o inexactitudes al hablar del suicidio, se puede elevar el riesgo en personas vulnerables.

Esta segunda edición de Cómo hablar sobre el suicidio y las poblaciones LGBT trata sobre la realidad del suicidio y las personas LGBT. Ofrece maneras de hablar sobre el suicidio con seguridad y precisión, que buscan fomentar el debate público vital sobre su prevención en personas LGBT, y apoyar su salud y bienestar.

[…]