La radio pública sueca crea desde cero un algoritmo editorial sujeto a valores cívicos

Los algoritmos, sobre todo los que usan algunas redes sociales, están desde hace tiempo en el ojo del huracán, ya que según bastantes estudios, causan polarización en los lectores, reforzando los puntos de vista que poseen y ocultándoles informaciones con las que no están alineados.

El filtro burbuja, definido por Eli Pariser, es uno de los efectos más conocidos de los algoritmos editoriales. Estos algoritmos, además, son opacos, y se desconoce cuál es su verdadero funcionamiento interno.

Pero la radio pública sueca, la Sveriges Radio (SR) ha demostrado que los algoritmos editoriales, per se, no tienen por qué ser malos. “¿Cómo podemos producir noticias más relevantes y al mismo tiempo promover los valores del periodismo de servicio público destacado?” Ésta es la cuestión que se planteó la radio pública sueca a la hora de crear un algoritmo que les permitiera automatizar la jerarquización y distribución de noticias.

En un artículo publicado en la London School of Economics,  Olle Zachrison, director de desarrollo de noticias digitales, ha explicado cómo se ha desarrollado el algoritmo que se usará para las noticias de todos los editores.

Seguir leyendo: Laboratorio de Periodismo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *