Impronta, nueva revista digital

“Vivir deja huella” es el lema de la nueva revista digital Impronta, fundada y dirigida por periodistas LGBT de América Central y lanzada el 7 de marzo.

“Cuando uno va viviendo, va cambiando y dejando huella en la sociedad, y nosotros queremos hablar de cuáles son esos cambios, qué cosas están abriendo, transitando, mejorando o empeorando en la sociedad. Lo que decimos es que las personas LGBT están interviniendo y cambiando, o sea, hacen cosas en las sociedades que vivimos”, explicó el periodista guatemalteco Daniel Villatoro, director editorial de Impronta, a LatAm Journalism Review (LJR).

Más información: Enlace 

I ja la tenim armada. Sexe, drogues i una orientació sexual no normativa…

El tractament informatiu del chemsex pot donar lloc, de forma directa o velada, a una generalització d’aquesta pràctica com a pròpia de tots els gais. Una afirmació que, a part de ser falsa, és paternalista. Falsa perquè el percentatge de gais que han anat alguna vegada en el darrer any a aquest tipus de festa sexual és d’un 14% a l’Estat espanyol, i si mirem els que hi han anat en el darrer mes la dada baixa al 7,6%, segons l’Enquesta europea online per a homes que tenen sexe amb homes (EMIS-2017). És una pràctica més habitual a grans ciutats com Madrid i …..

Legir text: El chemsex destapa l’homofòbia latent en alguns mitjans (Vicent Canet – Mèdia.cat)

Crítica al identitarismo en las luchas LGTBI

Miquel Missé (ctxt)

Miquel Missé también forma parte de nuestro equipo docente

Los movimientos feministas y los movimientos trans se necesitan los unos a los otros para construir un mundo más complejo; su enfrentamiento es una derrota colectiva.

En 2018 tuvieron lugar en Barcelona unas jornadas sobre políticas LGTB críticas tituladas “Municipalismo Queer” organizadas por Barcelona en Comú. En ellas participaba Sergio Vitorino, uno de los activistas gays portugueses más interesantes que he conocido e incansable contra la patologización trans en su país. En su intervención, Vitorino nos contó una anécdota reveladora que había vivido recientemente cuando salió como cada año a la manifestación trans de Lisboa, un evento importante para él, entre otras cosas, porque fue uno de sus impulsores. Explicó que, en la última edición, se encontró al llegar con un grupo de activistas trans que sostenían una pancarta en la que estaba escrito “No necesitamos aliados”. El lema quería expresar que las personas trans no necesitaban a las personas cis en sus luchas, que la lucha trans es de las personas trans. Y Vitorino, sin salir de su asombro, relataba su sorpresa y también su tristeza frente a ese repliegue identitario de una parte del activismo trans portugués. Escuchándole, sentí esa misma tristeza porque, en mi cabeza,….

Seguir leyendo: Acceso al texto